Spot Castellón ciudadEl vídeo promocional institucional debe difundir la imagen global de la empresa o institución, su actividad y objetivos. Por tanto, está destinado a dos tipos de públicos: El general, para presentaciones en ferias o eventos y transmisión por los medios masivos, y el específico, para mostrar a potenciales clientes, en cuyo caso el objetivo fundamental es influir y convencer, crear un estado de opinión favorable que influya sobre las decisiones.

Este es el objetivo más importante y que puede rendir mayores dividendos a la empresa, y si al dirigirse al público en general es necesario conocer sus paradigmas de referencia, sus gustos y expectativas mucho más decisivo resulta esta modalidad.

Es necesario profundizar en las características del público a quien va dirigido el vídeo, si se quiere que este tenga el efecto deseado en la audiencia.

Con frecuencia, por limitaciones financieras o con el propósito de ahorrar, se utiliza un mismo vídeo institucional (durante años definido imprecisamente con relación al público) para cualquier audiencia, desde ferias hasta clientes potenciales. Este error amenaza el éxito del vídeo como instrumento para ganar clientes, le resta efectividad y al final como todo lo barato, sale caro. El vídeo promocional institucional, como producto general, tiene características estratégicas, no puede profundizar en aspectos técnicos y debe ser ameno y comprensible, ser entretenido para dirigirse a un público más amplio…

Realizar un vídeo promocional no es tan fácil como parece, aunque la gente crea que es tomar una cámara y filmar. Gran parte del éxito dependerá de la armonía e interactividad entre el equipo de filmación, de edición y quienes trazan la estrategia promocional.

Debe acudirse a empresas productoras acreditadas, aunque sean algo más caras que otras, si el nombre es garantía de calidad y experiencia. De esa elección dependerá que la institución obtenga lo que realmente desea de sus videos y que la inversión rinda beneficios promocionales y económicos, los cuales pueden ser difíciles de cuantificar, pero no menos reales.

Anuncios